Morcilla San Lesmes nos cuenta : Plan alternativo para cuidar el medio ambiente.

Como cada año llega el verano y con el buen tiempo, las ganas de salir a disfrutar de la naturaleza, las rutas, las comidas familiares y como no puede ser de otra manera después de tanta actividad toca reponer fuerzas.

Una de las prácticas culturalmente más extendida es la realización de barbacoas familiares pero desgraciadamente provocan muchos accidentes y desgracias medioambientales al descontrolarse propagándose rápidamente el fuego y terminando en un incendio.

A consecuencia de estos accidentes nuestra región cuenta con una legislación que  nos dice que fechas son las adecuadas para realizar estas actividades minimizando el riesgo de incendios y así evitar accidentes indeseables. Adjunto el enlace donde puede leerse la normativa:

http://www.medioambiente.jcyl.es/web/jcyl/MedioAmbiente/es/Plantilla100/1284193785679/_/_/_

En resumen las fechas son:

La distribución de las épocas fijas de peligro de incendio forestal en Castilla y León son las siguientes:

  • RIESGO ALTO

Del 1 de julio al 30 de septiembre

  • RIESGO  BAJO

Del 1 de enero al 30 de junio, y del 1 de octubre al 31 de diciembre

La época de peligro alto de incendios forestales se establece mediante una orden anual cubriendo siempre al menos los meses de julio, agosto y septiembre.

 

Desde morcillas San Lesmes le queremos ofrecer consejos culinarios para suplir esta circunstancia:

  1. La morcilla San Lesmes al ser de calidad excelente por estar elaboradas con arroz corto entero que se cuece a la vez que se cuece la propia morcillas es excepcional para cocinarla entera (si hacerla rodajas) en una sartén a fuego medio con un poco de aceite de oliva de forma que se va cocinando y la piel queda crujiente muy parecida como si fuera cocinada sobre la brasa.
  2. Hay muchas formas de cocinar este rico producto tan nuestro, otra forma es hacer una quiche de morcillas:

 

  • 2 paquete masa brisa para quichés
  • 3 huevos.
  • 2 morcillas de burgos San Lesmes.
  • 3 puerros.
  • 2 cebollas rojas.
  • 3 cucharadas nata liquida.
  • 1/2 manzana dulce.
  • 50g queso gruyere rallado.

 

Se pocha la cebolla con los puerros y de añade la morcilla San Lesmes troceada. Se añade posteriormente la manzana. Sal y pimienta al gusto.

Estando todo cocinado se bate los huevos y la nata y se añaden a la masa de Morcilla  San Lesmes.

En un molde se cubre con la masa brisa y se rellena de la masa.

 

Se cubre al gusto de queso y se hornea hasta que cuaja.

 

Desde Morcillas san Lesmes deseamos que disfruten de un gran verano y esperamos que estos consejos les sean de utilidad.

Muchas gracias.

 

0

Añadir un comentario